Juan Manuel de Prada, bueno y mártir

Juan Manuel de Prada estuvo en Zaragoza presentando su última novela “Mirlo blanco, cisne negro”.

Mirlo-blanco-cisne-negro
Nuevo libro de Juan Manuel de Prada

Ángela Medrano.- Escritor, crítico, articulista, un creador, un genio de las palabras, que no deja indiferente a nadie, puede gustarte más o menos lo que dice pero el cómo lo dice, su peculiar estilo, ponen fuera de discusión y duda su singular talento literario lleno de recursos y buena técnica.

Premio Planeta en 1997 con su obra “La tempestad”, es y ha sido un escritor demonizado que se posiciona y que remueve los pilares del “stablisment”, revuelve y agita conciencias, despertando a veces un interés contradictorio. Convertido en el adalid de la “crisis de valores” pone voz al hastío y se atreve a decir y a contar con gran riqueza de vocabulario y “graciosa maestría” lo que una buena parte de la sociedad piensa y no acaba de pronunciar por falta de valor o de ganas…

Y se nos viene con esta última obra, rotunda, muy equilibrada, donde encuentro al Juan Manuel más auténtico con una pátina de serenidad y equilibrio fruto quizás de los años, conocimientos y experiencias, que le han hecho llegar a ese estado de gracia en la que escribir una maravilla del tirón y sin documentación le lleva tan solo 9 meses para que el resto lo podamos disfrutar toda una vida y quizás repetir.

– Una novela que es el retrato del mundo editorial, donde los personajes trenzan una trama que acaba convirtiendo la obra en una historia muy humana. ¿Estás satisfecho con esta novela? ¿Necesitabas escribirla?

Ningún escritor que se precie de serlo puede estar satisfecho. Sí relativamente contento cuando has dado lo mejor en él y en ese sentido sí, estoy contento porque he dado lo máximo. Las cosas que cuento no me han sucedido, he vivido situaciones diversas, parecidas y personales y al final el resultado es un libro muy personal dónde vuelvo mis vivencias con un punto de imaginación. Dos personajes unidos por su vocación de escritores, uno joven, en los inicios con la ilusión de su momento y otro en cambio, en otro momento, el de amarga decadencia. Sin duda una visión completa y muy cercana del oficio de escritor. Y sí, todos los libros necesitan escribirse porque nacen de inquietudes, de preocupaciones y curiosidades.

– ¿Por qué aconsejarías leer tu novelas? ¿Que vamos a encontrar de bueno, de distinto?

Porque muestra la verdad humana de las personas. Una verdad íntima, sin disfraces. Lo que distingue a los escritores verdaderos es precisamente eso, que escriben de y sobre nuestra verdad, sin posturas, sin “engolarse”, no escriben para no defraudar. De hecho yo, en esta novela, me desnudo mucho.

Vivimos momentos y una realidad convulsos que dejan poco espacio para la reflexión, al aprendizaje. La tecnología nos somete a la esclavitud de la inmediatez y nuestros jóvenes están colocados y descolocados, colgados de esa tecnología y alejados de todo aquello que suponga un ejercicio de voluntad y esfuerzo. ¿Tienen vida los escritores y la literatura en este ecosistema?

Tengo una visión esperanzada. En la historia han habido momentos en las que el ser humano confió en las novedades que les deslumbraban. Al final, no se trata de abandonar lo viejo y abrazar lo nuevo, sino de incorporar lo nuevo sin renunciar a lo que te constituye. Estamos en un momento de transición dónde poco a poco lo que ahora nos absorbe, se acabará integrando como una rutina natural y perderá el carácter invasivo que ahora tiene…Por otra parte, siempre existirá la necesidad de que se cuenten historias, encontrar consuelo o un rincón de intimidad a través de la lectura.

juan-manuel-de-prada
Ángela Medrano estrevista a Juan Manuel de Prada

– ¿Qué opinas del Nobel de Literatura a Bod Dylan?

Lo que más llama la atención en lo novedosos que resulta que premien, no tanto ripios o poemas, sino que se está renunciando a premiar al literato clásico. El premio es para un señor que en este caso crea Arte a través de las palabras. Definitivamente se ha ampliado el concepto de literato. Eso es bueno o es malo? NO lo sé, lo que sí sé es que la Literatura ha perdido relevancia en favor de un escritor icónico con posibilidades mediáticas.

– Dices que la literatura ha de molestar, ayudar a remover, a agitar, algo así no solo puede ser producto de la inspiración…

Quien esta bien y a gusto en este mundo no quiere que se lo toquen. No tiene una gran preocupación y se dedica a lo mundano, a lo trivial. Aquel que no está bien, que no está a gusto, necesita llevar la contraria para crear el mundo que quiere, porque le produce hastío, ira, descanto, cansancio, aburrimiento…Posicionarse se castiga y molesta a los que si que viven en estado permanente de confort, sin cuestionamientos. Son por ejemplo los escritores charlatanes que escriben lo que uno espera que escriban, pero no por la tiranía del lector, el lector no es soberano, se trata más bien de la tiranía del mercado.

Ha sido una buena noticia para Zaragoza ser puerto dónde recaba el TALENTO CON MAYÚSCULAS. Siempre es buena noticia que nuestra ciudad esté en el circuito de los grandes, porque nos los acerca y nos ayuda a comprenderlos mejor, a humanizarlos…y quizás así cortar y acabar con los clichés y prejuicios que tanto nos empobrecen y limitan nuestra inteligencia y crecimiento.

Un placer que no un trabajo esta entrevista de servidora para Zaragoza Buenas Noticias.

Ángela Medrano

Ángela Medrano   Consultoría en Comunicación

 

Deje un comentario

Su dirección de correo no será publicada.