Claves para mantener la seguridad en el hogar

Si queremos salir de vacaciones con tranquilidad y sin el temor a encontrarnos la casa desvalijada a nuestro regreso, lo más importante es convertir nuestro hogar en una vivienda segura.

Redacción. En el primer trimestre del año, los robos con fuerza en domicilios de Aragón aumentaron un 12 por ciento respecto a 2016. Esta tendencia ascendente podría acentuarse en los meses de verano, época propicia para los robos debido al éxodo vacacional.

Entre los meses de junio a septiembre, numerosos grupos de delincuentes, provenientes principalmente de la Europa del este, se instalan en ciudades aragonesas para “hacer su agosto”. Uno de los lugares donde se concentran es el barrio Delicias de Zaragoza. Allí suelen alquilar pisos de temporada desde los que operan para organizar sus actividades delictivas.

La policía, gracias a la colaboración vecinal, ha conseguido atrapar a algunos delincuentes. El pasado año, sin ir más lejos, un grupo de mujeres croatas fue pillada “in fraganti” saliendo de un portal del centro de Zaragoza cargadas de joyas y otros objetos de valor. Sus herramientas eran destornilladores, llaves inglesas, guantes y plásticos duros para abrir cerraduras.

Seguridad en el hogar, un elemento clave. 

Si queremos salir de vacaciones con tranquilidad y sin el temor a encontrarnos la casa desvalijada a nuestro regreso, lo más importante es convertir nuestro hogar en una vivienda segura. Para ello, conviene adoptar una serie de medidas:

  • Cerraduras

Aunque los cacos pueden entrar por ventanas y azoteas, la principal vía de acceso a las viviendas sigue siendo la puerta principal. Por eso es muy importante comprobar el estado de la cerradura y, llegado el caso, pedir asesoramiento a servicios de cerrajería para la seguridad de su hogar. Los cerrajeros de Zaragoza sabrán aconsejarles sobre el mecanismo de cierre más adecuado y eficaz para su puerta.

  • Persianas

Otro elemento vulnerable de los domicilios es la persiana. Los modelos de plástico clásicos son a menudo endebles y se pueden levantar con facilidad. Si queremos unas persianas seguras, lo más recomendable es optar por modelos fabricados en aluminio y que incorporen un sistema de autobloqueo. Con este mecanismo, la persiana queda totalmente cerrada después de bajarla.

  • Alarmas a la vista

Un elemento disuasorio conocido por todos es la alarma antirrobos. Los expertos en seguridad recomiendan colocar el dispositivo a la vista y poner en un lugar muy visible los carteles que avisan de su existencia. Aunque muchos ladrones conocen la forma de desactivar alarmas, evitan correr riesgos innecesarios y si ven una alarma instalada en un piso se lo piensan dos veces antes de intentar entrar.

  • Dar “señales de vida”

A parte de los mecanismos físicos, los expertos en seguridad recomiendan otras tácticas para disuadir a los ladrones. Es importante no facilitar información sobre nuestros planes de vacaciones a personas que no sean de estricta confianza.

También es recomendable dar alguna muestra de que la casa está habitada. Algunas personas dejan una pequeña luz encendida que se vislumbra desde el exterior; otras piden a algún conocido que se pase por el domicilio de vez en cuando y levante persianas. Y no hay que perder de vista el correo: un buzón lleno de cartas suele indicar que la persona lleva tiempo fuera de su domicilio.



Deje un comentario

Su dirección de correo no será publicada.