Comienzan las obras de la segunda fase del carril bici de Sagasta

Tras la puesta en marcha de la primera fase, el tráfico se ha reducido hasta un 15% en Sagasta y Paseo Pamplona, y ha aumentado ligeramente en Goya y Tenor Fleta. La intervención blanda llegará hasta la Glorieta de Diego Velázquez y dejará el bulevar completamente peatonal.

Imagen de la rueda de prensa.

Redacción. Teresa Artigas, concejala delegada de Medio Ambiente y Movilidad, anunciaba la segunda fase de la implantación de un carril para bicicletas en el tramo del Paseo de Sagasta entre Avenida Goya y la Glorieta de Diego Velázquez. Esta vía ciclista dará continuidad a la ya ejecutada en el mes de agosto, y tendrá características similares a ésta: será bidireccional y discurrirá por la calzada de sentido Torrero.

Artigas ha explicado que en julio se decidió realizar esta actuación en dos fases, siguiendo las indicaciones técnicas que recomendaban una evaluación del impacto de una primera fase en la zona más sensible para el tráfico. Esta evaluación ya se ha realizado, y arroja como resultado unasensible reducción de la intensidad media diaria de tráfico rodado en todo el eje, incluso en zonas del entorno.

Los datos comparados de aforos entre 2016 y 2017 son los siguientes:

  • En el Paseo Sagasta (sentido Torrero) el tráfico ha descendido como media un 12%, y hasta un 17% en el tramo entre Lagasca y Goya: de 8347 vehículos diarios a 6.924.
  • La propia calle Lagasca ha visto una reducción del 12%
  • En el Paseo Pamplona, (sentido Torrero), la reducción ha sido del 15%: de 23.148 a 19.618 vehículos diarios.
  • En el Paseo Constitución se ha producido un descenso del 4%, que viene a sumarse al 20% que ya se había dado en 2016 con la implantación de los carriles para bicicletas y transporte público.

Estas reducciones se corresponden con las previsiones estimadas por el Servicio de Movilidad en sus informes anteriores a la ejecución de la primera fase.

El propio Servicio prevé en su estudio actual que esta tendencia se intensifique con la implantación de la segunda fase y la consolidación de nuevos hábitos a la hora de elegir itinerarios que eviten el centro como zona de paso. Como también estaba previsto en las simulaciones que se hicieron previamente, se ha producido un aumento del tráfico en las avenidas del Segundo Cinturón que permiten evitar el paso por el centro de la ciudad. Sin embargo, hasta el momento este aumento ha sido menor de lo previsto en las simulaciones: entre un 4% y un 8% en Tenor Fleta (según tramos), y tan sólo un 2% en Goya.

Según el estudio técnico realizado tras la primera fase, tal y como estaba también previsto, ha aumentado ligeramente el tiempo de paso que los vehículos invierten en atravesar esta zona, pero no se ha producido congestión alguna. En concreto, como promedio, el trayecto entre Independencia y Cuéllar cuesta actualmente un 6% más de tiempo que en 2016, lo que supone 19 segundos. Entre Constitución y Cuéllar el aumento medio ha sido del 7,6% (17 segundos), y entre Paseo Pamplona y Cuéllar el aumento ha sido del 15,7% (43 segundos).

Este aumento es algo mayor en hora punta, pero en el caso más desfavorable, el aumento es de un minuto y once segundos más para atravesar todo el eje. Con estos datos en la mano, la concejala ha dado luz verde a la segunda fase de la vía ciclista, que -ha recordado- permitirá dar cumplimiento a la resolución del TSJA, quedando el bulevar completamente peatonal en toda su extensión.

Carril Bici calle Sagasta. / Foto: Miguel Gracia.

Para mejorar las condiciones de uso peatonal, se van a acometer al mismo tiempo pequeñas obras destinadas a incrementar la seguridad en las intersecciones, habilitando isletas y refugios. Asimismo, se va a proceder a revisar la semaforización de todo el carril bici, con el fin de incrementar la eficiencia y seguridad en todos los pasos. Teresa Artigas ha señalado que, con esta segunda fase, que está previsto que concluya antes de Navidad, se completa un eje ciclista ¿de gran importancia¿, que une el centro de la ciudad con las zonas de Ruiseñores, San José y Torrero, dentro de la decidida política de promoción de los modos sostenibles de transporte, que constituye una prioridad para el gobierno municipal.



Deje un comentario

Su dirección de correo no será publicada.