Entrevistamos a Felicidad Galindo

0
218

295473_3436398994131_1383119254_nRedacción:/ Conoces a Felicidad, sin hablar con ella, solo viéndola sobre el escenario ya ves que es toda creatividad, arte trillado con los años y mucha pasión por el teatro.

¿Cuales fueron tus comienzos?

Comencé en la escuela de teatro de Zaragoza durante los cursos 84 al 87 y al terminar me llamaron de una compañía profesional, el teatro de la Rivera que por cierto ya no existe. A la vez formamos los compañeros de promoción una compañía , “tranvía teatro” pero curiosamente ninguno de los que la fundamos continuamos en ella.
¿Eres actriz, bailarina, directora… ¿Cómo te defines?
Como actriz, lo que pasa que dentro de la interpretación existen diferentes facetas, el cuerpo es un instrumento muy importante, el movimiento es esencial para comunicar junto con la voz. Lo que refleja el personaje es el cuerpo, todo es un conjunto.
¿De todas estas facetas, ¿cuál te aporta más satisfacción?
La dirección bajo los conceptos que yo entiendo que debe ser el teatro, en palabras de mis maestros “el teatro tiene algo de sagrado” hay algo que tú no controlas, de repente en el personaje parece algo que está más unido con algo superior, como de arriba.

¿Qué es para ti el arte?
Crear desde tus sentimientos, desde la esencia, desde cualquiera de los ámbitos, ya sea música, pintura, cerámica, teatro… pero siempre desde tu esencia.

¿Cómo ves la situación del teatro en Zaragoza y Aragón?
Bueno… pues complicada a nivel institucional, se necesitan bolos para poder comer, para poder pagar las facturas pero si buscamos un punto positivo a la vez están naciendo pequeñas salas que están intentando remontar, hacer afición pero de otra manera, los grandes teatros están muy bajos de público, eso denota dejadez por parte de las instituciones. Está la cosa complicada, a título personal te diré que hace unos años estuve en Toulouse, una ciudad comparable en tamaño a Zaragoza pero bueno, aquello es un paraíso teatral comparado con esto , esa situación da pena y hay que poner muchísimo esfuerzo para tirar para adelante , jalando la mayoría de las veces de recursos propios.
Sin ayudas y compaginando con otro trabajo y doy gracias, la verdad que crear así es bastante complicado. A la hora de intentar iniciar un proyecto nuevo no puedes dedicarle todo el tiempo que querrías a ello, investigando, ensayando y tal, no puedes.

¿Para crear uno de tus personajes cuanto tiempo le dedicas?
No se… depende, cada uno tiene su tiempo de maduración y al no poderle dedicar todo el tiempo que quisieras como hemos hablado antes te resulta más complejo el crearlo.

¿Cuál es entonces esa parte negativa de la situación del teatro en nuestra ciudad y región a la que haces alusión?
La falta de ayudas que hemos comentado pero también la necesidad de despertar un poco al público para que apueste por estas salas alternativas que tenemos en Zaragoza , que vayan sin miedo, van a descubrir algo muy novedoso, a veces somos muy reticentes y nos cuesta trabajo aceptar ciertas iniciativas y novedades . Un ejemplo claro es la repetida situación de que alguien se ha tenido que ir fuera y triunfa, cuando este vuelve si, se le acepta y se le reconoce pero primero se tuvo que ir , eso le ha pasado a muchos, por ejemplo a Buñuel, Goya sin ir más lejos, luego a todos les gusta presumir de que son aragoneses ¿pero eso creo que pasa en muchos sitios de España no? Si en España no sé porque pero si se da esa circunstancia, en Francia por ejemplo es diferente, claro está que allí la cultura se toma de otra manera, está claro que hace mucha falta el apoyo institucional.

Felicidad Galindo
Felicidad Galindo

¿Se puede hacer algo para mejorar esta situación?
Creo que sí, que hay un despertar, se está marcando una época de cambio político importante y que puede haber cosas diferentes, distintas medidas para no caer en el analfabetismo más absoluto al que nos llevaría la situación actual, no tiene sentido vivir en una ciudad de 700 mil habitantes pero con una actividad cultural muy provinciana.

¿Con este cambio que dices que se acerca, piensas que la gente joven hará e ira mas al teatro? Se intenta primar más lo comercial antes de lo que es teatro de verdad, la juventud más preparada de la historia de España carece de ese sentido cultural que se echa tanto de menos en estos momentos. Una foto que vi el otro día de una reunión de chavales en el museo del prado sentados en el suelo delante de un cuadro pero en vez de contemplarlo estaban todos pendientes de las pantallas de sus móviles, si le pasas una foto del mismo cuadro por WhatsApp seguro que la miran. Esperemos que esta situación cambie radicalmente.

Eres actriz de teatro, ¿te gustaría entrar en el mundo del cine?
La verdad es que no conozco mucho el mundo del cine, aparte tengo ciertos prejuicios, lo veo como muy rápido, no sé cómo explicarte, muy artificial, no tiene nada que ver con la creación del teatro,
Son demasiada rápidas las cosas en el cine , no me va, cuando veo películas extranjeras la interpretación me parece excelente pero aquí deja mucho que desear, todo a base de gritos, nada comparado con el cine ingles y francés y sus interpretaciones.

¿Te ves también dirigiendo o has dirigido algún espectáculo teatral?
Si he dirigido algunas cosas, lo primero fue en los años 90, nos presentamos al primer festival gay y lésbico de Barcelona con la obra “La voz humana” pues el compañero Jesús Ledesma quería hacer la obra y termino funcionando muy bien, recibimos muchas felicitaciones por parte de la organización.
¿Cuáles son tus proyectos a corto plazo?
Estamos dirigiendo salome con Inma Chopo, “Las Intermitente Teatro” aparte estamos montando en Madrid, ensayando una vez al mes , ya le hemos puesto fecha y queremos tener el espectáculo terminado entre julio y septiembre de 2016, de momento estoy con eso.

¿Compartes con nosotros una buena noticia?
¿Unas buena noticia? ( risas ) para mi es una buena noticia que los cambios en los ayuntamientos sean el comienzo de una nueva etapa , existe mucha ilusión en la gente , mucha esperanza, estas últimas elecciones me pillaron en Madrid y en las calles se notaba la ilusión en el ambiente, los madrileños comparan a Carmena con Tierno Galván y tienen puestas muchas esperanzas en su mandato, creo que se avecina un cambio en las generales y que ha este país le hace falta mucha ilusión, sobre todo ilusión.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here