La Sociedad Española de Glaucoma premia un proyecto del Instituto de Investigación Sanitaria Aragón

El Grupo de Investigación e Innovación Miguel Servet Oftalmología ha desarrollado un modelo de glaucoma crónico en ratas para el que ya han solicitado la patente europea

0
169
2022-03-12 tomografía de coherencia óptica - salud
María Jesús Rodrigo haciendo un OCT (tomografía de coherencia óptica) para evaluar la retina y el nervio óptico del animal con glaucoma. / Foto: GA

Redacción. El Grupo de Investigación e Innovación Miguel Servet Oftalmología (GIMSO) del Instituto de Investigación Sanitaria Aragón (IIS Aragón) ha recogido este sábado el primer premio a la mejor publicación en glaucoma realizada en 2021 que otorga la Sociedad Española de Glaucoma.

La organización nacional que trabaja para la prevención y divulgación de esta patología celebra del 10 al 12 de marzo su congreso anual, que reúne en Mallorca a 600 especialistas de España y Portugal, coincidiendo con el Día Mundial del Glaucoma que se celebra hoy.

El glaucoma es una patología multifactorial que produce un daño en el nervio óptico provocado, en gran parte, por un aumento de la presión intraocular, lo que supone la pérdida progresiva de la visión periférica. En la mayoría de los casos, esta alteración es gradual e indolora, por lo que muchos pacientes no la perciben hasta que es permanente e irreversible. Es, junto con la diabetes, la principal causa evitable de ceguera en España.

El proyecto del IIS Aragón premiado ha desarrollado un modelo de glaucoma en animales (ratas) crónico, progresivo y mantenido en el tiempo durante seis meses, con características que lo hacen muy similar al que sufren los humanos. Se ha conseguido gracias a la colaboración del GIMSO con el departamento de Farmacia de la Universidad Complutense de Madrid, donde son líderes europeos en el desarrollo de microesferas.

Estas se introducen en la cámara anterior del ojo de la rata, lo que bloquea o dificulta la salida o drenaje de los líquidos del ojo, produciendo un aumento progresivo de la presión intraocular y dañando la retina y el nervio óptico. “Además, hemos logrado reducir el procedimiento a solo dos inyecciones, y próximamente se publicarán resultados prometedores con una sola inyección”, anuncia María Jesús Rodrigo Sanjuán, primera investigadora de la publicación premiada que desarrolla su labor en el servicio de Oftalmología del hospital Miguel Servet de Zaragoza, en las secciones de glaucoma y neuroftalmología.

Solicitud de patente

Este modelo crónico, para el que ya han solicitado la patente europea y la patente internacional, “permite, sobre un modelo animal de glaucoma que simula las condiciones del humano, evaluar nuevas formulaciones neuroprotectoras durante un período prolongado, de cara a tratar en un futuro próximo el glaucoma u otro tipo de daños en el nervio óptico que actualmente no tienen tratamiento eficaz y llevan al paciente que lo sufre a la ceguera”, explica Rodrigo, quien aclara que “siempre se trabaja garantizando el bienestar del animal, reduciendo al mínimo la intervención sobre él con resultados de hasta seis meses, a diferencia de los modelos previos que precisaban de inyecciones repetidas o tiempos muchos más cortos y que imposibilitaban el testado de formulaciones protectoras a largo plazo, potencialmente trasferibles a la clínica”.

Asimismo, la investigadora destaca que, durante el proceso, se han obtenido otros resultados inesperados relacionados con la inmunidad que abren la posibilidad de analizar el glaucoma desde otra perspectiva. “Con este procedimiento hemos observado mediante tecnología OCT (tomografía de coherencia óptica) que se produce una reacción inflamatoria mínima o subclínica, es decir, casi imperceptible, pero que influye en la muerte de las células de la retina y el nervio óptico”, indica Rodrigo.

Desde el IIS Aragón, uno de los titulares del modelo protegido junto con la Universidad de Zaragoza y la Universidad Complutense de Madrid, añaden que el objetivo es lograr una colaboración con empresas interesadas en evaluar posibles soluciones para glaucoma y otras neuropatías ópticas, puesto que se trata de un modelo versátil, económico y reproducible, características que lo hacen ideal para probar la eficacia de terapias en estas patologías.

Infradiagnóstico

Luis Pablo, subdirector científico del IIS Aragón e investigador principal del GIMSO, subraya que el glaucoma es una patología infradiagnosticada y asintomática que afecta a entre el 2% y el 3% de la población general y hasta el 6% a los mayores de 65 años. Por eso, resalta la importancia de tomarse la tensión ocular a partir de los 40 años, sobre todo si se tienen antecedentes familiares.

“A partir de los 60 años la incidencia sube hasta el 5% y sigue aumentando con la edad. Se trata de una neuropatía que afecta al nervio óptico y uno de los problemas que la desencadena es la tensión alta, pero no es el único”, alerta. “Tanto el tratamiento médico como el quirúrgico han avanzado mucho y existen muchas opciones. Aunque ya no es posible volver atrás en el daño producido, sí podemos evitar que progrese”, destaca Pablo, que también preside la Sociedad Española de Glaucoma.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here