Promueven el primer foro para intensificar la reducción de emisiones difusas de GAE

“El actual escenario internacional acentúa más la necesidad de hacer frente a los efectos del cambio climático”, señala Lambán

0
167
2022-03-18 Plan de Accion Gases Efectos Invernadero GEI
Foro de emisiones difusas. / Foto: GA

Redacción. Poner en marcha un plan de acción para acelerar la reducción de las emisiones difusas de gases de efecto invernadero (GAE) en Aragón. Este el objetivo del nuevo foro que se ha constituido este viernes, 18 de marzo de 2022, en la Sala de la Corona del Edificio Pignatelli, donde están representados los principales clústeres, organizaciones agrarias, centros de innovación y del conocimiento de la Comunidad Autónoma, y que ha presidido Javier Lambán.

En el último Debate del Estado de la Comunidad Autónoma, el presidente se comprometió a elevar el objetivo de la reducción de las emisiones difusas de Gases de Efecto Invernadero (GEI), estableciéndolo en el 40% en 2030 con respecto al nivel de 2005, en vez del 26% fijado en la Estrategia Aragonesa de Cambio Climático (EACC) 2030 aprobada en 2019.

Un compromiso que, debido a la situación actual cobra una mayor importancia e incluso se puede considerar, según ha apuntado el presidente, como un incentivo para salvaguardar la vida del planeta y la humanidad. En el actual escenario internacional, afrontar la reducción de los gases de las emisiones difusas de efecto invernadero es una oportunidad para apostar por la innovación tecnológica e institucional. Es por ello, que este primer contacto se realiza con los principales interlocutores y sectores implicados, a los que se ha expuesto el objetivo y las líneas para colaborar con todos los agentes involucrados para configurar un proyecto potente y solvente de Aragón como proyecto común. En fases sucesivas, como ocurre con los otros seis foros puestos en marcha, se hará también extensivo al ámbito político, con la participación de los grupos parlamentarios.

En los últimos años, el Gobierno de Aragón ha sido pionero en focalizar la atención en las emisiones difusas de gases de efecto invernadero, es decir, en las que quedan al margen del mercado y de los derechos de emisión, que suponen casi las dos terceras partes de las emisiones totales y que, por su carácter disperso, son las más complejas de gestionar. Son las que más tienen que ver con las Pymes, el transporte y el ámbito institucional y doméstico, así como de la actividad agrícola y ganadera. Son, también, las que mayor esfuerzo de concienciación, sensibilización e innovación tecnológica e institucional requieren para avanzar en su reducción.

Hay dos ámbitos claros para la reducción de emisiones y el tratamiento de las mismas. Uno está relacionado con las emisiones agrícolas y ganaderas que provienen de los sistemas de fertilización y se trata de sustituir, a la mayor velocidad posible, la fertilización mineral por la orgánica, lo que de paso ha de dar una solución definitiva y eficaz a los efectos de los purines. A juicio de Lambán, estos dos sectores son muy conscientes y están muy concienciados, “y han pasado de las musas al teatro”, a través de sus inversiones para convertir su actividad en una cada vez más sostenible. No obstante, cree que “todavía deben hacer más esfuerzos”. El presidente aragonés, precisamente, ha reflexionado con los problemas actuales de suministro de cereal del Mar Negro con motivo de la guerra entre Rusia y Ucrania, con consecuencias para la cesta de la compra. El presidente aragonés se ha referido a la extensión de la demanda de muchos actores políticos y sociales para aumentar la producción nacional, y a la necesidad “cada vez mayor” de intensificar las acciones tendentes a reducir emisiones del mundo agrario ganadero y agrícola.

Hay otros ámbitos que también deben hacer lo suyo

Sobre el resto de las actividades que producen emisiones difusas, Lambán cree que los fondos MRR y otras medidas de la Administración han de ser consideradas una oportunidad porque la mayoría de ellas deben conducir a la descarbonización del transporte, la electrificación, la utilización del hidrógeno de forma más intensa, avanzando en la readaptación de los vehículos, se ha de avanzar en la eficiencia energética en el consumo doméstico e institucional y se ha de dotar a las pymes de sistemas para que también se alineen en esa pretensión colectiva de la reducción de emisiones difusas.

Según los últimos datos oficiales disponibles, en el año 2019, las emisiones de gases de efecto invernadero en Aragón ascendieron a 14.843 ktCO2eq, lo que supone un descenso del 4,7% respecto al año anterior y una disminución del 2,9% respecto a las del año de referencia (1990). Además, esta cantidad supone un descenso del 16,8% respecto del promedio del periodo 1990-2019.

El sector transporte es el principal emisor GEI en España, seguido de la generación eléctrica y el sector industrial. Estos tres sectores también son los mayores emisores de Aragón, donde destaca el hecho de que el sector de la generación eléctrica ya no es el principal.

Entre 1990 y 2007 las emisiones, en España y en Aragón experimentaron una fase de incremento, año a partir del cual, la tendencia es a la baja, si bien en los últimos años hay una estabilización, con ligeros repuntes y bajadas, asociados al funcionamiento del sector energético. Por ejemplo, en 2019 el descenso en el uso de carbón en la producción eléctrica es la principal causa del descenso interanual. Pese a que en el conjunto de España todavía se está alrededor de un 8,5% por encima de las emisiones de 1990, en el caso de Aragón se ha entrado por primera vez y con claridad en “terreno favorable” y las emisiones de GEI están por debajo de la fecha de referencia desde que se firmó el protocolo de Kyoto.

Este reto de trabajar con los actores implicados en la reducción de emisiones difusas procedentes de los gases de efecto invernadero está en la senda de acciones iniciada por el Gobierno de Aragón durante la legislatura para luchar con el cambio climático. Ejemplo de ello son la conferencia ‘Después de París, Aragón. El reto de reducir las emisiones difusas’, el Proyecto Agroclima, la publicación de la EACC 2030, el impulso a una nueva Ley de Cambio Climático o la puesta en marcha del Consejo Aragonés por el Clima.

Durante el encuentro, el presidente Lambán ha estado acompañado por el consejero de Agricultura, Ganadería y Medio Ambiente, Joaquín Olona; el director general de Cambio Climático y Educación Ambiental, Carlos Gamarra y el comisionado para la Agenda 2030 del Gobierno de Aragón, Fermín Serrano.

En el foro han estado representados: CEOE, CEPYME, UGT, CCOO, la Asociación Empresarial de Transportes Interurbanos de Viajeros en Autobuses de Aragón (AETIVA), UAGA, ASAJA, ARAGA, UPA, Cooperativas Agroalimentarias de Aragón, Asociación de Industrias de Alimentación de Aragón, Unión de Consumidores de Aragón, Asociación de Colegios Profesionales de Aragón, Clúster de la Energía, Clúster Nacional de Productores de Ganado Porcino (I+Porc), Clúster Logístico de Aragón (ALIA), Clúster del Hidrógeno, Clúster para el Uso Eficiente del Agua (ZINNAE), Clúster de Maquinaria Agrícola , Universidad de Zaragoza, Delegación de la Agencia Estatal de Meteorología, Observatorio Pirenaico de Cambio Climático, Consejo de Protección de la Naturaleza de Aragón, Fundación Ecología y Desarrollo (ECODES), Fundación AulaDei y la Fundación para la Agricultura del Conocimiento.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here