El Museo del Fuego acoge una exposición sobre el trabajo de los bomberos en la guerra de Ucrania

Los fotógrafos Ziv Koren y Jairo Vargas han cedido las fotografías tomadas en Kiev

0
172
2022-04-21 Exposición Bomberos Ucrania
Exposición. / Foto: Ayto de Zaragoza.

Redacción. El Museo del Fuego de Zaragoza acoge desde hoy una exposición de fotografías que retrata el trabajo incansable de los Bomberos de Kiev en la guerra de Ucrania. Son imágenes tomadas por dos reporteros de conflicto, el israelí Ziv Koren y el español Jairo Vargas, que han sido cedidas para sensibilizar a la población del terror causado por la invasión rusa.

Desde el comienzo del conflicto, los Bomberos de Zaragoza han querido colaborar con sus compañeros ucranianos, profesionales que se han quedado sobre el terreno, lejos de sus familias, para ayudar a su país en guerra. Están trabajando sin descanso y con escasez de medios, en un contexto de destrucción que entraña un enorme riesgo para sus vidas.

Por ello, esta exposición además de sensibilizar, tiene un fin solidario y busca recaudar fondos, con los que adquirir material de protección y salvamento para enviarlo a los bomberos de la capital del país, para lo que se ha habilitado un número de cuenta.

Así lo ha explicado el concejal delegado de Bomberos de Zaragoza, Alfonso Mendoza, quien ha presentado hoy la la exposición `Bomberos con Ucrania’, acompañado por el presidente de la Asociación Cultural y Deportiva de Bomberos, Noe Fernández y el subjefe de Intervención de Bomberos Marcos Pastor. La muestra se podrá ver por primera vez hasta el 18 de septiembre y es fruto, en palabras del concejal, del «espíritu de compañerismo y solidaridad» del cuerpo municipal de Zaragoza.

«Nuestros bomberos se sienten identificados con la situación tan grave que viven sus compañeros en Ucrania, efectivos que como se pueden ver en estas fotografías están siendo fundamentales para rescatar y proteger a la población de los horrores de la guerra, asumiendo un gran peligro para sus vidas», ha comentado Mendoza.

Están trabajando en condiciones precarias

El recorrido por las dieciséis fotografías que componen la exposición muestra el trabajo incansable de los bomberos ucranianos en la capital del país Kiev. Aparecen exhaustos en los pocos minutos que tienen para descansar después de jornadas maratonianas de trabajo, rescatando y ayudando a personas mayores a huir del horror y apagando el fuego en innumerables edificios en ruinas. Lo hacen además con los pocos medios con los que cuentan después de que más de 170 vehículos de bomberos hayan sido destruidos y 150 parques de bomberos, bombardeados, pues son un objetivo militar a batir por parte de Rusia.

«En algunas imágenes los vemos entrando en edificios en ruinas sin la protección necesaria, esto en una situación normal es impensable. Deberían llevar equipos de respiración por la cantidad de humo y van solo con una simple mascarilla», comenta el presidente de la Asociación, Noé Fernández, quien resalta las condiciones precarias en las que están trabajando.

Apunta, además, que el riesgo de cada intervención es muy alto, «no sólo porque sean un objetivo militar y pueden dispararles desde lejos, sino porque entran en edificios bombardeados que pueden derrumbarse en cualquier momento con ellos dentro».

Traer la exposición al Museo del Fuego de Zaragoza no ha sido fácil, y ha sido posible gracias al empeño de la Asociación Cultural y Deportiva de Bomberos de Zaragoza, que ha contado con la colaboración del Ayuntamiento de Zaragoza.

Marcos Pastor, subjefe de intervención de Bomberos de Zaragoza, se puso en contacto con dos reporteros de conflicto que cubren la guerra en Ucrania, el israelí Ziv Koren y el español Jairo Vargas, con la intuición de que en muchas de sus fotografías aparecerían bomberos, como así fue. Tras muchas dificultades, consiguió que los dos fotógrafos confiaran en el proyecto y cedieran al museo estas imágenes que ahora se exponen por primera vez.

La muestra forma parte de una iniciativa solidaria para enviar material de protección y salvamento a los bomberos ucranianos, impulsada en coordinación con otras ciudades españolas, entre ellas A Coruña, Valladolid, Las Palmas o Toledo. Para ello, están en contacto con bomberos de la frontera de Polonia y de Kiev para conocer sus necesidades y enviar el material que más demandan, como chalecos antibalas para poder trabajar con mayor seguridad.

«Gestionar el envío no es fácil, por eso lo vamos a hacer en coordinación con otros parques de bomberos de España», ha precisado Pastor.

Para ello, la Asociación ha abierto un número de cuenta (ES 3035 030 2053020021334) y próximamente pondrá a la venta camisetas para recaudar fondos, con los que comprar el material.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here